Descarbonización
Artículo

Todo sobre el AdBlue: qué es, funcionamiento y ventajas

Por negociov

Publicado en

Como funciona el adblue

El Euro 6 es una normativa europea de protección ambiental que tiene más de 5 años en vigencia. Esta normativa ha obligado a la industria de coches de diésel a fabricar alternativas menos contaminantes para el medio ambiente y más saludables para nuestro cuerpo. 

Y el AdBlue es una tecnología precisamente creada para respetar esta normativa y para ser amigable con nuestro ambiente. Por eso es cada vez más común escuchar coches con los prefijos «blue» o «azul»: BlueHDI, BlueMotion, etc. 

¿Qué es el AdBlue?

El AdBlue no es más ni menos ni menos que un sistema depuración fabricado para evitar la contaminación ambiental producida por los motores diésel. Este tipo de motores emiten gases y partículas como los óxidos de nitrógeno (NOx) que llegan a ser nocivos a nuestro organismo, especialmente a nuestro sistema respiratorio. 

El AdBlue es el nombre que una marca la he dado a un líquido incoloro que contiene 32,5% de urea y agua desmineralizada. En otros países tiene otros nombres, como DEF, ARLA 32, AUS 32 o EcoBlue. Este líquido produce una reacción química que cambia los óxidos de nitrógeno (NOx) en gases naturales que no son nocivos para nuestros organismos

¿Cómo funciona el AdBlue?

Los motores diésel generan emisiones que son muy perjudiciales para la salud. Tal es el caso de los óxidos de nitrógeno (NOx) y los benzopirenos. La contaminación a través del benzopireno se ha reducido través de filtros antipartículas que se han integrado en estos motores. Gracias a que son partículas, puede controlarse de una manera mecánica a través de los filtros. 

Este es no es el caso de los óxidos de nitrógeno. La única forma de reducir la contaminación de estos gases es través de una reacción química que impida que tengan contacto con la atmósfera. Y esta reacción química es producida por el AdBlue, que convierte los NOx en Nitrógeno (N2) y vapor de agua. 

Todo coche con AdBlue está compuesto de tres partes esenciales: 

  • El depósito de Urea. Es el lugar donde se almacena la urea y tiene una capacidad de 20 litros. Ofrece una autonomía de unos 20.000 km. 
  • Inyector de urea. Se encuentra en el tubo de escape, justo antes del catalizador. Este pulveriza una cantidad de urea suficiente para producir la reacción química. 
  • Unidad de control. Esta es la que se encuentra de que se inyecte la cantidad de urea suficiente, para que se produzca la reacción química completa. Esta es la misma que nos informará que se requiere recargar el depósito de urea. 

El proceso funciona de la siguiente manera: 

  • Cuando el diésel arde a altas temperaturas en el cilindro, se procura que se produzca la mayor cantidad de aire posible, utilizando poco combustible. Gracias a este proceso, se producen los óxidos de nitrógeno, ya que la combustión no es completa. Así que, en lugar de producirse dióxido de carbono y agua, se produce NOx. 
  • NOx abarca diversos compuestos químicos, pero los más comunes en la combustión de los motores de diésel actuales son NO y NO2. 
  • Para evitar que esos gases tengan contacto con el ambiente, se agrega un catalizador SCR al coche. Este catalizador añade urea a través del inyector para que los NOx y el amoníaco se transformen en nitrógeno, agua y CO2. Tales compuestos son inofensivos para nuestra salud. Y aunque el CO2 tiene un efecto invernadero, no es tan contaminante como los óxidos de nitrógeno.

¿Para qué sirve el AdBlue? Ventajas y desventajas

La primera ventaja de la tecnología AdBlue es que reduce los óxidos de nitrógeno hasta en un 90%. Además, mejora el consumo de combustible, elimina el 99,9% de las partículas y optimiza las emisiones de CO2. 

El resultado: la contaminación ambiental será considerablemente menor y así también el impacto en nuestra salud. De hecho, la exposición al NOx y las partículas producidas para combustible nos hacen más propensos a enfermedades respiratorias. Algo que se reduce considerablemente con este sistema. En resumen, nos permitirá respirar un aire menos nocivo. 

Respondiendo preguntas frecuentes 

¿Cómo sé que mi coche funciona con AdBlue?

La mayoría de los motores modernos diésel funciona con este sistema de AdBlue. Puedes estar casi por seguro que cuenta con AdBlue si tiene incluido el catalizador SCR

¿Cuál es el costo de recarga del AdBlue?

Actualmente, 20 litros de AdBlue tienen un costo de 40€. Lo bueno es que, a pesar de su costo, tiene muy buena autonomía. Ya que solo necesita recargarse cada 20.000 km. 

¿Hay un problema si se me acaba el AdBlue?

Los coches que funcionan con este sistema normalmente nos informarán, cuando quede poco AdBlue y sea hora de recargarlo. Dependiendo del fabricante, recibirás esta alerta cuando te queden 2.000 o 1.000 km de autonomía. 

No tendremos ningún problema si se acaba el AdBlue mientras nuestro coche esté funcionando. Podremos conducir hasta la próxima estación de servicios sin dificultades, aunque algunos modelos pueden perder potencia.  

Sin embargo, hay modelos que una vez que se acaba el aditivo y apagas el coche, su sistema interno te impedirá encenderlo hasta que no lo repongas. Para evitar estos problemas, lee el manual de fabricante para saber, cuándo tienes que hacer la próxima recarga.

¿Cómo cuidar mi coche si tiene AdBlue?

Los coches con AdBlue requieren el mismo cuidado que otros coches. Lo único adicional es que no debes permitir que el tanque de urea se vacíe, para evitar lo que mencionamos en el punto anterior. 

¿Cuáles son las averías más comunes del AdBlue?

Por sí misma, la tecnología AdBlue no generará ningún problema al motor ni a tu coche. Los únicos problemas comunes se pueden encontrar en el mismo sistema de AdBlue: los sensores, la unidad de control, el inyector de la urea, etc. 

¿Puedo recargar el AdBlue por mi propia cuenta?

No hay ningún problema, puesto que es tan sencillo como abrir el tapón de la urea y rellenarlo. Pero tienes que tener en cuenta algunas cosas para evitar problemas: 

  • Utiliza guantes y gafas protectores cada vez que recargues la urea, recuerda que es un líquido corrosivo. 
  • No salpiques en la pintura o la tapicería del coche para evitar daños en ellos.

Por último, asegúrate de introducir AdBlue en su depósito. Agregar diésel al depósito de AdBlue o AdBlue al depósito de diésel podría traer problemas graves al motor, aunque haya sido una sola gota. Si esto te ha sucedido, no enciendas el motor. En tal caso, hay que tirar completamente esta mezcla, y reponer ambos.